Entrevista a María Marne

Se incorpora al equipo del gabinete la psicóloga María Marne , licenciada en la UCM , con el Máster de Psicología Clínica, Legal y Forense (UCM), Experto en Psicoterapia Breve en la Sociedad Española de Medicina Psicosomática y Psicoterapia, y el Experto en Medicina Psicosomática y Psicología de la Salud (SEMPYP).

Para que la conozcáis un poquito mejor, María ha respondido algunas de las consultas que realizáis a través del consultorio online.

Para pedir cita podéis hacerlo pulsando aquí.

Entrevista a María

  • Consultas sobre niños y adolescentes

Hola buenas noches.
Hace 4 años que me separé.Tengo dos hijos y la relación entre su padre y yo es nefasta.He solicitado una modificación de medidas.

Los utiliza siempre para hacerme daño. Muestra faltas de respeto hacia mi persona delante de ellos. Y todo lo que escuchan de mi es malo.

Mi hija de 6 años esta deseando venir a vivir conmigo. Pero mi hijo de 10 es el que mas ha cambiado su actitud hacia mi, debido a la manipulación que sufre por parte de su padre.

Mi hijo es el que me preocupa muchísimo. Pega y abusa de su tamaño con su hermana. Usa muchos tacos para expresarse. Se ha vuelto muy rebelde, pero lo más alarmante es que ha empezado a decir que si se tiene que venir a vivir conmigo, se va a ahorcar.

No puedo pasar por alto tal frase. Pero creo también que puede estar una vez más manipulado por su padre.
Estoy realmente desesperada porque por un lado me da miedo que haga algo, pero por otro pienso que su padre le dice lo que tiene que decirme, para infundirme miedo y que no me lo traiga conmigo.

Era un niño de lo mas noble,cariñoso, educado, presumido, extrovertido, me quería con locura. Y ahora sólo vuelve a ser él cuando están conmigo. Agradezco cualquier comentario o consejo que me podáis dar.
Vanessa

Hola Vanessa, es un caso complicado y entiendo la situación por la que estás pasando.

Como madre lo principal es el bienestar de tus hijos y eso es lo que queremos conseguir con todo esto.

Lo primero de todo, es que demuestres la situación de manipulación que el padre está ejerciendo sobre el menor, ahora que has solicitado la modificación de medidas.

Esta situación que me describes es compatible con lo que los psicólogos denominamos Síndrome de Alienación Parental, en el que uno de los progenitores, denominado progenitor alienador, mediante distintas estrategias ejerce una influencia negativa, una especie de “lavado de cerebro” que obstaculiza, destruye y transforma los vínculos afectivos de los menores para con el otro progenitor.

Para ello, es necesario que un psicólogo forense evalúe esta situación y la refleje en un informe psicológico además de que evalúe al menor para demostrar esos cambios de conducta y alteraciones.

Estas evaluaciones tendrán un peso muy importante para conseguir que la modificación de medidas se oriente hacia una custodia materna.

En divorcios conflictivos esta situación suele ser muy común, los jueces son muy conocedores de este tipo de manipulaciones, que en el caso del que hablas son muy graves dado que el niño ha llegado a verbalizar “que se va a ahorcar”; es posible que una vez el padre le haya metido influencias muy negativas tuyas en la cabeza, el niño pase a formar parte de un chantaje emocional ejercido directamente sobre ti objetivo principal del padre.

Es importante que el proceso se trate con agilidad pues es una situación muy grave y tóxica para el niño que tendrá consecuencias muy graves y con el tiempo se pueden convertir en irreversibles.

Por otro lado, es muy importante que sigas manteniendo con los niños momentos de calidad, que hagas que los días que disfruten de la custodia contigo sean momentos de calma, de diversión y de seguir demostrando ese cariño y amor por ellos.

Hola, Soy madre soltera de dos niños adoptados de 16 y 14 años.

Al mayor le adopté cuando tenia tres años, al pequeño con seis y medio; y por tanto mucho más difícil. El verdadero problema lo tengo con el pequeño que es un mentiroso compulsivo, siempre lo ha sido y no sé como afrontarlo.

A medida que se va haciendo mayor, los problemas aumentan, y ha llegado el momento en que no puedo confiar en él.

Ahora está en tercero de la ESO y el curso lo está llevando mal, incluso teniendo toda mi ayuda. Aún sabiendo que estoy en contacto con los profesores me niega las cosas. Su comportamiento es bueno, pero ya no sé que hacer. Lo he intentado todo, por las buenas y por las malas, castigos.

Le he planteado llevarle a un psicólogo y dice que voy a perder el dinero porque él no va a hablar ¿Algún consejo que esté a mi alcance?

Inmaculada

Hola Inmaculada, quizá tengas que cambiar tu acercamiento hacia él, hasta ahora no cabe duda que has hecho todo lo que se podía hacer para llevar la situación lo mejor posible.

Está comenzando una edad complicada, en la que siempre se oponen a los padres, están en contra del mundo y piensan que todo lo que haces por su bien es para amargarle y fastidiarle.

Está claro que está en una posición defensiva que debemos desbloquear.

Vamos a olvidar la diferenciación “por las buenas” y “por las malas” y vamos a redirigirla a “por tu bienestar” un “me preocupas tú”.

Los suspensos y las malas notas al final son el reflejo de algo que está pasando en el niño que tenemos que conocer e indagar.

Quizá preguntarle qué le está pasando para que esté suspendiendo en el colegio, demostrarle que te preocupa él y cómo está, cómo se puede sentir y decirle que estás ahí para que él te lo cuente en cualquier momento, que le vas a dejar su espacio para ello, siempre desde una actitud cálida y cariñosa.

Estas situaciones suelen llevar tiempo y no pueden resolverse de un día para otro, tienes que ser constante y no desesperar, pensar que cada paso que des en esa dirección te va a permitir estar más cerca de él y que se vaya abriendo más a ti.

Busca compartir momentos de ocio y momentos de calidad más que cantidad, para que la relación que queremos conseguir hacia a ti vaya tomando forma.

Hola, todo el mundo dice que al ser jóvenes pasamos por distintas etapas, que habrá momentos en los que estés bien y otros en los que lo único que querrás hacer es encerrarte para estar sola, el problema es cuando no sales de los momentos malos que te producen un nudo en la garganta constante, que llegas a casa y lo primero que haces es llorar porque no puedes más

Finjo estar bien con mis amigos, en ocasiones soy capaz de distraerme estando fuera, el problema es cuando llego a casa, empiezan las discusiones, el intentar cumplir expectativas

El sentirse decepcionado porque tus padres te hacen sentir que no vales y que eres una persona egoísta, no querer volver a casa porque sabes que vas acabar llorando en tu habitación, sentirse todo el rato estresada pero sales afuera y te obligas a fingir que estás bien porque la gente ya tiene demasiados problemas para preocuparse también de los tuyos.

Me siento frustrada, también llena de ira y sinceramente no sé qué hacer.

Gabi

Hola Gabi, ¿alguna vez te has parado a pensar en cuáles son esos momentos malos que te producen malestar y una sensación de nudo que nos bloquea tanto por dentro? Es necesario que hagas esa búsqueda.

A veces vivimos en un mundo que nos obliga a llevar un ritmo frenético y con altos niveles de exigencia, que pocas veces nos paramos a pensar en qué cosas son las que nos permiten disfrutar y cuales nos están afectando.

Por suerte, en la vida también hay espacio para los momentos malos, no tenemos que fingir estar bien ante los demás, tienes que permitirte y tienes el derecho de expresar aquello que te hace sufrir, llorar no es malo; abrirte a los demás (padres, amigos etc) te vendrá bien para canalizar esas emociones que sientes, de igual modo que alguien te escuche y legitime tus sentimientos y se quede a tu lado para ayudarte.

Prueba a pedirles a tus padres que necesitas que te escuchen, ábrete a ellos y hazles saber que hay cosas que te hacen pasar malos ratos, quizá desde ahí podrán entenderte y te apoyarán. Verás que sentir que están ahí para ayudarte te hará sentir mejor, podrás gestionar mejor las emociones y esto te permitirá ver las cosas con más claridad.

Hola, el otro día tuve una discusión con mi familia, algo que es muy habitual, y llevo varios meses lidiando con el estrés de los estudios y la presión y tras la discusión sentía que no iba a poder afrontar lo que se me venía encima y que no tenia motivación para seguir.

El caso es que rompí a llorar y me fui a mi habitación, salí al balcón y me senté en el suelo.

Cuando estaba ahí se me vino la idea de saltar. Me imaginé a mi misma en el suelo tras haber saltado y tenia la sensación de que lo iba a hacer el cualquier momento.

Me quedé bastante asustada. Sentía que iba a hacerlo de verdad. ¿Me tengo que preocupar o acudir a alguien? María

Hola María, entiendo que te hayas podido asustar.

La sensación y los pensamientos que tuviste es algo importante que no puedes dejar pasar si te vuelve a suceder.

Muchas veces en situaciones estresantes te puedes sentir desbordada por creer que no controlas la situación, que en el momento no puedes ver con claridad ya que puede que tengas una suma de emociones y pensamientos asociados que están todavía por digerir.

Eso debe a una mala gestión de tus emociones y sobre todo un bajo control de situaciones temidas o estresantes.

Es importante aprender que muchos de nuestros pensamientos están fuera de nuestro control y no son reales.

Te recomiendo que si éstas situaciones vuelven a aparecer no dudes en acudir a un psicólogo que te ayude a gestionarlo adecuadamente.

 

  •  Consultas sobre ansiedad y pensamientos obsesivos

Yo tengo un problema de pensamientos obsesivos.

Estoy pensando en algo, después se acaba, pienso en otra cosa, y no hay forma de parar a esos pensamientos. Y justamente vienen cuando quiero dormir.

Me levanto trato de hablar con estos pensamientos diciéndoles que quieren de mi, que yo necesito dormir, les pido gentilmente que se vayan.

Una vez una psicóloga me dijo que es posible que estos pensamientos me estaban haciendo compañía ya que yo no podía hablar con mi ex pareja, y ahora vivo sola no tengo con quien hablar, por lo tanto vienen los pensamientos.

¿Qué puedes decirme al respecto, espero tu respuesta.
Rocío

Hola Rocío, suele suceder que justo antes de dormir, en el que paras y tu cabeza está más libre de ocupaciones, surgen los principales pensamientos y preocupaciones que impiden el descanso o en ocasiones nos desvelan por la noche causándonos insomnio.

En tu caso habría que ver si siempre es el mismo tipo de pensamiento sobre algo en concreto (o varios pensamientos relacionamos con un tema pero que siempre son esos y se suelen repetir) que no puedes evitar a lo que denominaremos pensamiento obsesivo

O si por el contrario son pensamientos sobre inquietudes, temeridades, problemas interpersonales o cosas que nos hayan pasado en el día a día.

Es aconsejable que compartas y expreses tus pensamientos y preocupaciones con otra persona cercana, puede que eso te lleve a sentirte mejor y calmar la angustia que te provoquen.

De igual modo sería muy aconsejable que modificaras tus hábitos de sueño y generases otros más saludables , podría ayudarte la meditación, técnicas de mindfulness, relajación, hipnosis, para tranquilizar la mente e ir modificando los procesos mentales adquiridos hasta ahora.

 

Hola María, me han dicho que tengo ansiedad generalizada, me hice chequeos de todo y estoy bien de salud, pero yo sigo sintiéndome mal.

Si bien ahora me la han diagnosticado, yo comencé a sentir ansiedad hace 7 años, cuando de un día para otro perdí la visión de un ojo (el cual me curé y no hubo problema), pero ya no pude volver a ser el mismo.

Desde ahí en mayor o menor medida vivía las cosas son cierto temor, con ansiedad.

Mi psicólogo me explicó que  cuando pasa algo de golpe, el cerebro interpreta que no había estado lo suficientemente en alerta y por eso genero miedo ¿Qué opina usted?

Mi psicólogo me cae muy bien, me siento muy cómodo, pero aun así me siento como mas triste ,no se si es normal por el hecho de expresar lo que siento..

¿Escribir para desahogar lo que siento sirve ?

Maxi

Hola Maxi, es importante separar dos cosas, la ansiedad es un problema psicológico que si bien actúa y tiene, entre otras, consecuencias a nivel físico y en el cuerpo (tensión, palpitaciones, cansancio, sensación de ahogo etc) su origen no se sitúa ahí.

El estado de salud físico puede verse afectado por ello pero siempre como una consecuencia no como la causa.

Puede que el episodio que sufriste de pérdida de visión a una edad tan temprana lo vivieras como una situación de estrés intenso que hizo que te adaptaras ella como pudiste, desarrollando síntomas de ansiedad que en su momento no fueron gestionados (pues ha pasado mucho tiempo desde eso hasta que has iniciado una terapia psicológica).

A partir de ahí tus mecanismos para gestionar el estrés en las diversas situaciones de tu vida y en las distintas etapas no han sido los adecuados porque no has tenido las herramientas necesarias.

Es importante que trates esto con tu psicólogo, que te remontes con él al episodio estresante vivido en la infancia y desbloquees todas las emociones vividas que seguro no han tenido espacio hasta ahora para ser expresadas. Es necesario que hables sobre ello.

De igual forma siempre viene bien expresar los sentimientos y desahogarte ya sea personalmente como haces, con alguna persona de confianza y por supuesto en terapia.

 

  • Consultas sobre tristeza

 Mi mayor problema es que no le encuentro sentido a mi vida y solo quiero dormir. Duermo multitud de horas. ¿Que puedo hacer?
Maribel

Hola Maribel, puede que en tu caso estemos hablando de síntomas de apatía y desgana muy compatibles con sintomatología depresiva.

Seguro que hay muchas cosas a tu alrededor por las que sonreír y por las que levantarte cada día y las has ido olvidando o a veces pueden pasar desapercibidas para nosotros.

Te recomiendo que acudas a un psicólogo para que te ayude a que recuperar aquellas cosas que te mantenían con ilusión, recuperar rutinas perdidas, conseguir una adecuada higiene del sueño e ir incorporando hábitos más saludables en tu día a día.

Hola, me llamo Eduardo y llevo un tiempo que no paro de darles muchísimas vueltas a la cabeza siendo muy negativo, creyendo que no valgo para nada, que todo me sale mal

Me quedo callado en muchos momentos sin saber porqué, no tengo ninguna motivación y pienso que voy a perder a mi pareja por no estar a la altura, no se como he podido llegar a esto ¿me podrías dar alguna solución?

Eduardo

Hola Eduardo, en primer lugar, habría que situar un momento de inicio a partir del cual te está pasando eso, debemos conocer el origen.

Varias cosas de las que cuentas están relacionadas con el autoconcepto y la autoestima, parte fundamental de nuestro bienestar diario y satisfacción personal.

Es muy aconsejable que acudas a un profesional para que te ayude a trabajarla y ver los efectos positivos que tiene, además te ayudará a mejorar muchas otras cosas como es la confianza en ti mismo, sensación de autoeficacia etc.

Por otro lado, es importante identificar las situaciones en las que estás todo el rato pensando sobre tus temores y principales preocupaciones, esas situaciones de bucle no te conducen a nada, ni consigues con ellas una solución.

Una vez identifiques en qué momentos del día te sucede debes buscar una tarea alternativa que te mantenga distraído.

The following two tabs change content below.

Rosa Maria Luna Arroyo.
Nº Colg. M 24056

Master en Psicología Clínica y de la Salud (UCM).
Licenciada en Psicología especialidad de Clínica. UCM.

Teléfono: 688 955 546

0

Añadir un comentario